2 de marzo de 2014

Capitulo 19

Capitulo 19!

Chicos hoy no les echare un rollo ;) hihihi, me paso y publico, dense una vueltesita por mi nueva seccion pliiis, de reseñas ;) Les dejo este capt. mil besines ;) <3
PDD:sorry el retraso:c EXAMENES:/
Wayra♥
Viernes 7 de mayo. 70 años después de los Días Oscuros.
El sol se oculta de manera astuta, tras una tropa de nubes grises que se ha decidido ha ser cómplice de esta hazaña. Estrecha mi mano, su calor me recorre, me quedo quieta y siento una ventisca de aire en la nuca, logrando una encogida de hombros por parte mía. Mi cabello revuelto se halla en el viento, acostumbrado a esta salinidad. Mis ojerosos ojos se posan sobre el, ahora, cansado rostro de mi vieja amiga, Lucia, su rubios cabellos van recogidos en un moño alto, me devuelve una mirada triste.

Los vítores me llegan de lejos, apenas y escucho un murmullo de lo que en realidad son, Finnick me lleva de la cintura, indispuesto a soltarme entre la excitada multitud. Camino en la familiar calle, las cosas han cambiado, y no exactamente a la buena. la seguridad se ha redoblado, sin embargo sigue sin ser en absoluto estricta.

Mi mirada se pasea a través de las calles atestadas, la gente se mece irreconocible para mi, chillan mi nombre con fulgor mientras me hallo avanzando, buscando a mis padres en la enorme multitud que me envuelve de manera sofocante. He llegado.

-bienvenida a tu nueva casa en la aldea de los vencedores Annie-susurra Finnick a mi oído con dulzura, su aliento golpea mi oreja provocandome cosquillas. A mis pies se eleva una construcción decorada en blanco, Las ventanas vacías me observan como ojos expectantes a mi reacción. Empujo la puerta con suma suavidad, como si se fuese a romper, entro intranquila a mi nueva casa.

Un tufo a sangre nos golpea en el rostro a mi y a Finnick al entrar, mi respiracion se agita, retrocedo asustada, doy un mal paso y resbalo, la casa da un vuelco sobre mi, me quedo perpleja al vislumbrar el liquido húmedo y caliente que resbala por las paredes de un blanco pulcro, la habitación da vueltas echandoseme encima.

Ahogo un grito en mi estrujada garganta. Inmóvil observo las letras plasmadas, en los muros, que se aparentan enormes, hilillos de sangre escurren de las bien definidas palabras.
"Podemos arrancar todas las flores, pero no podemos detener la primavera... ¿te apetece ser la ultima?"
Mi llanto aflora solo, mi entrecortada respiración me ahoga, un caudal de lagrimas inunda mi rostro, Finnick me toma entre sus brazos, haciendo que empape su chaqueta. Negro.



~                                                                            ~                                                                      ~

Mi grito quiebra la quietud que se halla en los ojos de mi novio, este me aprisiona entre sus brazos.
-¿Donde estoy?-pregunto, con mi voz ahogada por los brazos de Finnick.

-A salvo, en mi casa-me aclara con tranquilidad, me mece en sus brazos, cuando me aleja un poco, veo mi terror reflejado en sus ojos azules, me planta un beso en la frente y se pone de pie, sale de la habitación.

Me giro en redondo, estoy cubierta por un montón de edredones, al salir de estos noto que estoy empapada de sudor, los pantalones de pijama se me pegan. Paso una mano por mi frente y doy en cuenta que estoy bañada en sudor, acaso abre tenido pesadillas.

La habitación esta decorada a buen gusto, no puedo evitar fijarme en el detalle de que ese gusto lleva algo de femenino, siento como pequeños monstruos me muerden en el estomago.
Seré celosa.
Sigo observando, las paredes son de un azul oscuro, las ventanas adornadas de terciopelo oscuro caen de manera pesada, terminando con la cola arrastrando el suelo cubierto de una alfombra de un color escarlata exquisito.

Me pongo en pie y me acerco a la puerta, es de caoba, pura y lisa, deslizo los dedos por esta. Toco la perilla y esta se da vuelta, la puerta se abre y quedo frente a frente con Finnick.

-¿Que mujer decoro esta habitación?-se escapa de mis labios sin pedirme permiso, cuando me fijo ya es demasiado tarde, Finnick me mira confuso y luego sonríe algo socarrón, frunzo el entrecejo y el diluye la sonrisa de su rostro.

-¿Esto es enserio Annie?-al ver mi cara, se retracta acerca de su pregunta.-Fue Mags-esto me pega en la cara, pelo los ojos y me quedo viendo a Finnick de manera estúpida. Abro la boca y no salen palabras, Finnick levanta una ceja y sale del cuarto haciéndome una seña de que valla tras el.
Seré estúpida.
Camino torpemente tras el. Los pasillos están decorados de manera deliciosa.Reconozco partes de la personalidad de Mags en la manera de la casa. Encuentro retratos adornando el pasillo, fotos de mags y Finnick enmarcadas, y cuadros de el ultimo.Me detengo en seco, me veo a mi misma en una foto: 

Unos cabellos castaños ondean en el aire, una sonrisa se escapa en la boca de aquella chica que aparenta ser yo. Esta ve hacia el frente, la penetrante mirada fija al vacío, se cubre tan solo con una tela larga que hace de vestido, el bosque se extiende a su alrededor, resaltando los ojos verdes de la muchacha.

Camino, avanzando, por los trastos esparcidos por la cocina, amarilla y bien iluminada. Finnick se halla sentado sobre la mesa, levantando las cejas, sonrío y lo miro curiosa, me jala hacia el, pero para su sorpresa me escapo de sus brazos, me doy media vuelta, y cuando menos se lo espera, lo jalo por el cuello y lo beso, sus labios saben a sorpresa y a gusto.

Nuestro beso se ve interrumpido por alguien tocando en la entrada, me quedo inmóvil separo mis labios de los suyos y me susurra un 'ahora vuelva, no te muevas"
decidida a desobedecerle me escabullo y me oculto tras uno de sus muebles, cerca de la puerta de entrada, aun admirada por la magnificencia del gusto con el que se halla pintado la casa.

-Los hemos encontrado, muertos-anuncia una voz profunda y detonante, mi corazón se detiene unos instantes, de... ¿De quien habla?, me pregunto.

-Annie quedara... devastada.-desvela otra voz, la de Finnick.
"Devastada porque?"me pregunto.
-Cuando sera el veleado de sus padres? Supongo todos querrán asistir.-suelta el desconocido, dándome un golpe, sacándome el aire, me dejo caer en el suelo, y me quedo impactada. La puerta se cierra con un golpazo y escucho el resoplido de Finnick.

-Annie!-me llama con voz cantarina, nadie acude.-Annie-repite. El espacio sigue vacio, los sonidos se han extinguido y no hay señal de pasos-Annie!!-exclama alterado Finnick, un sollozo escapa de mi garganta.

-Yo quería ir a casa, pero no hay nadie en casa, me he quedado ya con los ojos secos... rota por dentro!-chillo, Finnick corre a mi lado, mis ojos siguen sin derramar una sola lagrima, mi rostro se halla encendido de rabia, mi respiración esta imparable, mis ojos, los cierro con fuerza, mis oídos los  tapo con la mayor presión, y un grito atorado logra salir de mi garganta. 



4 comentarios:

  1. Simplemente wow... Osea es super genial ieso q ME A ENCANTADOOOOPPPP
    A ver que se allan muerto pos es :'/
    Pero me e partido con lo de "quien decoro esta habitación!" jajajajjaajaja

    ResponderEliminar
  2. hahhah, que bien que te haya gustado, lamento haber tardado en haber conetstado tu coment y en subir el nuevo capt:/... no se... lo siento, besos :)
    wayra♥

    ResponderEliminar
  3. Hola Claudia! :) que gusto y qeu estes leyendo la historia :) bien... claro que seguire, solo que tengo unos compromiss intentare publicar muy pronto si puedo :) :) un gusto! besines^^
    Wayra♥

    ResponderEliminar

¡Hola!
Me encantaría que dejaras un comentario, me esfuerzo mucho para hacer estos artículos o escritos, y no me vendría mal que de vez en cuando dejaras tu opinión.
¡Anímate a comentar!
Gracias por leerme, besos^^
wayra♥

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...